Adicción a Internet

Información y consejos para evitarla


Deja un comentario

El 7% de los adolescentes catalanes sufre adicción a Internet

El 7% de los adolescentes catalanes sufre adicción a Internet y a los videojuegos on line. Lo constata el psicólogo Josep Lluís Matalí, responsable de la unidad de adicciones del Hospital de Sant Joan de Déu de Esplugues, centro que en el último año ha tratado a una veintena de adolescentes con grave dependencia de las Nuevas tecnologías. “Y van en aumento”, indica.

“Si nadie les pone límites, pueden estar en el chat de las diez de la noche a las cuatro de la madrugada, y por la mañana no se podrán levantar”, relata Matalí.

Esa conexión es una necesidad con los síntomas de una adicción y múltiples problemas colaterales: muchos afectados sufren alteraciones del sueño, de la higiene, y aunque resulte paradójico, cada vez están más solos.

“Al el messenger es la vía por la que muchos adolescentes que se relacionan con dificultad mejoran su vida social, pero, muy pronto, esa vinculación se vuelve en su contra”, explica Matalí. “El miedo al ridículo, la inseguridad, la tendencia a infravalorarse y el miedo al rechazo que los llevó a volcarse en las TIC los hunde en una enorme desconfianza hacia su propia capacidad personal de relacionarse, y aún se aislan más”, añade el psicólogo en el ensayo Adolescents i noves tecnologies: innovació o adicció”, del que es autor junto al psiquiatra José Ángel Alda.

En cualquier caso, añaden, una relación a través de internet resulta desproporcional: “Permite jugar con la verdadera identidad, y eso induce a la desinhibición y a la pérdida de pudor para expresarse”,

Matalí propone la abstinencia como inicio de la solución. “Durante una o dos semanas, el ordenador queda vetado en casa para quien sufre el problema de dependencia –explica–. Se le anima a hacer lo que antes era una vida normal: salir con los amigos”. Después, se le permiten hacer los trabajos de clase que ha de redactar en el ordenador, pero el aparato ya no estará en la habitación del chico o chica dependientes. Lo adecuado es instalarlo en el comedor o en un lugar de estudio que compartan con algún hermano. La idea es que no se conecten más en soledad.

Los médicos calculan que entre el 2,5% y el 4% de los adultos españoles sufren dependencia de algún recurso de las nuevas tecnologías, en especial, de internet.

El 74% de los españoles de 15 a 19 años usan a diario internet. Dedican, como mínimo, una hora al diálogo escrito y, después, en el caso de los chicos, pasan a los juegos: de acción, aventura, deporte, simulación o estrategia. Las chicas utilizan internet, de forma especial, para mantener conversaciones en tiempo real.

Fuente: argijokin.blogcindario.com

Anuncios


Deja un comentario

La UE debate la regulación que ponga freno a la adicción a las apuestas online

¿Cómo regular las apuestas por internet?

Más de tres millones de europeos realizan apuestas por internet. La mayoría lo hace simplemente porque se divierte, pero para otros supone un riesgo tras el que se esconden adicción y amaño de partidos. Este lunes los eurodiputados deciden si se debe regular la actividad a escala nacional o europea; un informe de la comisión de Mercado Interior del Parlamento Europeo pide que sean los gobiernos nacionales los que lo hagan, pero algunos parlamentarios apuestan por una regulación comunitaria.

La “integridad de los juegos de azar en línea” está en la agenda del Pleno que el Parlamento Europeo celebra este lunes, con el debate de un informe sobre la materia redactado por la eurodiputada socialista danesa Christel Schaldemose. El texto fue consensuado por los miembros de la comisión parlamentaria de Mercado Interior tras la consideración de las más de cuatrocientas enmiendas que se presentaron.

Límites de edad y gasto mensual

En la formulación resultante de este debate, el informe pide a los gobiernos nacionales que fijen una posición común sobre asuntos como la adicción a las apuestas, el uso fraudulento de datos personales o tarjetas de crédito, comportamientos irregulares en las apuestas o amaños de partidos, límites de edad de los apostantes y medidas de protección de los niños y de los adictos al juego.

Una enmienda introducida por el liberal holandés Toine Manders pide que se fije un máximo mensual que una persona puede gastar en apostar por internet, y que se obligue a los operadores de juegos de azar en línea a que utilicen tarjetas de prepago, que se venderían en las tiendas, para los juegos.

Opinión minoritaria

Aunque el informe fue finalmente adoptado por los miembros de la comisión parlamentaria, una minoría de ellos expresó su preocupación ante la posibilidad de que “el contenido del informe rebase el mandato de la iniciativa”, al considerar que “el informe socava algunos de los principios del mercado único” y que “no se refleja adecuadamente la situación en todos los Estados miembros”.

Ya en febrero de 2008, en una audiencia sobre la materia organizada por la misma comisión parlamentaria, se debatieron los retos que plantean las apuestas en línea. La Presidenta de la comisión, al socialista británica Arlene McCarthy, ya declaró en esa ocasión que “el amaño de partidos es tan antiguo como los mismos partidos, pero las nuevas tecnologías abren nuevos riesgos de fraude, junto a las nuevas oportunidades que presentan”. Subrayó que “los aficionados quieren ver partidos honestos” y apoyó que se emprendan acciones encaminadas a garantizarlo, pero alertó de la posibilidad de que los Estados adopten normas que protejan a las casas de apuestas nacionales.

Fuente: Parlamento Europeo


Deja un comentario

El 95% de los adolescentes latinoamericanos accede a Internet diariamente

Según el comité de investigación de la Asociación Mexicana de Internet (Amipci), asegura que en los últimos tres meses de 2008, por lo menos 37 millones de mexicanos utilizaron la red, de los cuales el 60% fueron jóvenes entre 12 y 24 años.

Según una encuesta realizada a más de 25 mil estudiantes representativos de la población urbana escolarizada de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, México, Perú y Venezuela por Telefónica y la Universidad de Navarra, los adolescentes latinoamericanos recurren a internet para complementar la información que reciben.

Así, el 95% de los adolescentes de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, México, Perú y Venezuela de entre 10 y 18 años afirma acceder de modo habitual a internet.

Charo Sádaba, doctora en comunicación pública y profesora de Marketing Interactivo en la Facultad de Comunicación de la Universidad de Navarra, explica que, en el caso de México, los profesores se encuentran en mejor situación que los padres, pues el 18% de los encuestados de 10 a 18 años reconoce haber aprendido a navegar a través de sus profesores y afirman que el 56% de sus maestros realiza algún tipo de prescripción docente sobre internet, mientras que tan sólo 13% de los niños mayores de nueve años reconoce que sus padres han intervenido en su aprendizaje sobre internet.

Charo Sábada dice que en las comunidades rurales de México la madre aparece como la figura que más acompaña a sus hijos durante la navegación por internet.

“Esto obedece a dos asuntos: primero, porque más de la mitad de los niños que navegan en comunidades lo hacen a través de un cibercafé y lo segundo es que las mamás se dedican más al hogar que al trabajo”, dice.

Explica que el 22% de los niños mexicanos en áreas rurales declaran que sus madres están a lado de ellos cuando navegan, cuando la media de los otros países es de 10%.

Otro dato importante es que el 20% de los niños en comunidades rurales cuenta con un blog en internet, mientras que en las áreas urbanas la cifra se eleva a 30%.

Los niños y adolescentes son indiscutiblemente interactivos, pero aún así sólo uno de cada diez piensa que internet es imprescindible. Para el resto, si mañana desapareciera este medio, no pasaría nada.

“Seguramente porque creen que llegará otro”, finaliza Charo Sábada.


Deja un comentario

El “hiperconsumo” de Internet causa en los jóvenes desajustes psico sociales

El último Informe juventud 2008 en España elaborado por el Instituto de la Juventud destaca que los jóvenes españoles consumen para sentirse protegidos frente a la inseguridad creciente. Los comprendidos entre 15 y 19 años conceden especial importancia a las marcas como método de identificación social. La “necesidad de gastar” – y el consumo de nuevas tecnologías y entre ellas Internet aumenta – y las “dificultades” que encuentran para satisfacer sus deseos de consumo ayudan a explicar los síntomas de determinados desajustes psico-sociales que experimentan los jóvenes en la sociedad del “hiperconsumo”.

Los jóvenes que viven exclusivamente de sus ingresos conceden gran importancia a la vivienda propia como algo necesario, seguido del automóvil, el teléfono móvil y el ordenador personal, mientras que los que dependen económicamente de otros (generalmente la familia) se inclinan mayoritariamente por el automóvil y las nuevas tecnologías, entre ellas Internet, como bienes prioritarios de consumo.

El informe juventud 2008 ratifica los datos que ya registrara el estudio de la agencia de comunicación digital Netthink en 2007 según el cual el 92,39% de los jóvenes de entre 14 y 24 años dispone de móvil, lo que sitúa a este grupo de edad a la cabeza en el uso de esta telefonía, frente a la media del 69,79% del total de la población. Se trata de una tendencia generalizada para todos los jóvenes europeos.

Fuente: www.injuve.mtas.es


Deja un comentario

Escuela y familia frente a la adicción a Internet

“Actualmente la educación ya no pivota en los dos pilares fundamentales, familia y escuela, sino que se asienta en un trípode, con una nueva pata que son las nuevas tecnologías” como Internet. Lo constatan Antonio Gabela y Carmen Marta en su estudio “Consumos y mediaciones de familias y pantallas. nuevos modelos y propuestas de convivencia” integrado en el proyecto Pantallas Sanas de la Comunidad de Aragón (2008). Sus conclusiones ahondan en la necesaria intervención de los padres para un consumo sano y no adictivo de Internet.

“Ningún niño o niña se resiste a una actividad compartida con sus padres, a una propuesta que se interesa por lo que les gusta, una partida de videojuegos o ver la televisión juntos. La mediación de los padres y madres en un entorno multipantallas, permite desarrollar un consumo sano y autónomo en familia”.

El estudio, realizado con 127 padres de Aragón constata que “la principal razón por la que utilizan Internet es para aprender o como medio para realizar las tareas escolares. Estas funciones no se corresponden con los usos reales”.

Además del mal o buen uso de Internet, se destaca un aspecto muy significativo de cara a comprender la dificultad de conocer cómo utiliza un hijo internet:” [aunque] el ordenador en la habitación sirve para hacer los deberes escolares, en realidad se utiliza para comunicarse (messenger) y para el ocio (juegos en red)”.

“La salud de los niños y jóvenes actuales, depende en gran medida de la calidad en el aprendizaje del consumo sano alrededor y hacia las pantallas. La dieta audiovisual y multimedia condiciona su visión, valores, aptitudes, comportamientos, hábitos y convivencia en relación con el resto de contextos de pertenencia y referencia”.